Romance virtual


Romance virtual


El aporte de las Tecnologías de la Información y de la Comunicación (TIC) en nuestras vidas ha sido realmente sorprendente, sobre todo en el aspecto de las relaciones humanas, ya que con soportes como la mensajería instantánea, chats, correo electrónico, entre otros, incluso romances a distancia son posibles pues se logran comunicaciones fluidas y constantes, desvirtuando en parte el conocido refrán “amor de lejos, felices los cuatro”.

 

Pese a ello estas tecnologías pueden resultar contraproducentes en determinados casos, ya que al acceder a las redes sociales tales como Hi5, Facebook o  My Space, ponemos de manera pública nuestra vida. Hace no mucho frecuentaba un grupo de amigos y en una de nuestras reuniones captamos algunas imágenes desde el teléfono móvil, y por la emoción del momento colgué una de las fotos en mi perfil de una de las redes sociales, y más tarde en cargarla que en recibir comentarios, pues inocentemente había develado una relación “discreta” que hasta el momento mantenía.

 

Además merece anotar que las TIC han revolucionado incluso el ámbito de la conquista y el coqueteo al que estábamos acostumbrado, ya que las redes sociales en la actualidad ofrecen verdaderos “catálogos” en los cuales podemos encontrar nuestra potencial pareja a tan solo un clic. Sin embargo, la realidad que se oculta detrás de los perfiles de damas y caballeros suele ser diametralmente opuesta, ya que las fotos que cuelgan en su Facebook nos muestran  a verdaderas modelos, sin embargo, en el cara a cara de la primera cita, las cosas cambian totalmente y es ahí cuando la decepción inicia, ya que en la mayor parte de casos la imagen que se coloca tiene una “mano de gato” para corregir errores a través del buen PhotoShop.

 

A esto se suma el hecho que muchos cibernautas admiten que el Internet trae consigo un claro riesgo de adulterio, debido a la facilidad de mantener contactos y entablar nuevas amistades, por lo que las personas pueden ser más liberales en establecer vínculos y sobre todo no respetan las poses o parámetros que les impone la sociedad, y detrás de un computador o un teléfono móvil, pueden dejarse llevar y escribir todo lo que su libido les pide.

Por ello la tecnología no les ha venido nada bien a los celosos, quienes ahora deben lidiar con las redes sociales como nuevas formas de provocación. De esta manera, hoy en día las relaciones de pareja ya no son amenazadas o destruidas por hermosas mujeres, o apuestos machos morlacos que frecuentan las oficinas o conocen en bares y discotecas, sino por perfiles virtuales que les escriben a sus correos electrónicos, comentan sus fotos en su Facebook, o simplemente chatean horas de horas a través de su Messenger.

Sin lugar a dudas asistimos a una nueva etapa en nuestras vidas, en la cual los códigos en las relaciones han variado, la privacidad está puesta en duda, y ahora es más fácil iniciar o terminar una relación mediante un mensaje de texto, o cometer adulterio frente a una WebCam.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s